Coca-Cola, Tesco y Kraft se comprometen a reducir 5.000 millones de calorías de la dieta británica


 

marketingdirecto.com
Los cuatro principales supermercados británicos y una serie de grandes marcas de alimentación han firmado un compromiso con elDepartamento de Responsabilidad Sanitariacon el que se implicarán activamente en la reducción en 5.000 millones de calorías de la dieta británica.

En el plan, que está inspirado en la iniciativa que propuso Michelle Obama en Estados Unidos, participaránAsdaMarks & Spencer,MorrisonsSainsbury’s,TescoWaitroseCoca-Cola GBKerry FoodsKraftMarsNestléPepsiCo,Premier FoodsUnileverBeefeater y Subway. Y cada una de estas compañías ha asumido un compromiso individual con el que lograr el objetivo global del plan.

Coca-Cola GB planea reducir la las calorías de algunos de sus refrescos en, al menos, el 30% para 2014, además de que asegura que aumentará el presupuesto de sus acciones de marketing para Coca-Cola Light y Coca-Cola Zero en un 25% hasta finales de 2014. Mars establecerá un tope de 250 calorías por porción para todos sus productos para finales de 2013. Subway se ha comprometido a ofrecer cinco de los nueve bocadillos bajos en grasas, con menos de 370 calorías cada uno, como parte del menú de oferta por 3 libras. Además, Tesco empezará a eliminar 1.800 calorías de sus refrescos y aumentará la gama de productos Eat, Live and Enjoy al mismo tiempo que hará más fácil para los compradores acceder a los productos bajos en calorías a través de las etiquetas “Green Ping”.

“Este compromiso es el principio de lo que debe ser un compromiso mayor y más amplio de la industria alimenticia. Pero es un gran paso en la buena dirección y ayudará a que millones de nosotros comamos y bebamos menos calorías”, aseguró Andew Lansley, secretario de salud, según recoge Marketing Magazine.

Un entusiasmo que no comparte Charlie Powell, director de campañas deChildren’s Food Campaign, que considera que el plan “es un juego de humo y espejos de la industria”. “Señalamos que los ejemplos de reducción de calorías sólo cubren pequeñas proporciones de los productos de las compañías y grandes nombres como McDonald’s, Burger King y KFC están sospechosamente ausentes. Sin un final de las promociones de marketing de comida basura, estos gestos son totalmente irrelevantes”.